¡Ahorra espacio en tu maleta!


Luchamos y luchamos constantemente para llevar todo lo que queremos en nuestro equipaje. Y muchas veces el problema no es saliendo hacia un viaje, el verdadero problema es para el regreso, ¡cuando ya no hay espacio en tu maleta para todos esos souvenirs que compraste!

Pero calma, hay algunos pequeños cambios que se pueden hacer para ahorrar mucho espacio en tu maleta y conseguir meter todo lo que debas cargar. Sólo sigue estos útiles tips para lograrlo:

Enrolla tu ropa

Para ahorrar espacio procura que tu ropa esté siempre enrollada. Cuanto más la aprietes mejor, esto te permitirá tener más espacio libre. Esto puedes hacerlo principalmente con las playeras, ya que son prendas a las que es fácil quitarle las arrugas. Basta con estirarlas un poco o sacudirlas y estarán listas para usarse. También es buena idea hacerlo con la ropa interior.

Aprovecha todos los espacios disponibles

Cuando decimos todos los espacios disponibles, lo decimos literal. Normalmente desperdiciamos, por ejemplo, los espacios que quedan en nuestro calzado. Puedes guardar cosas pequeñas, como algunos accesorios o ropa interior (por ejemplo, los calcetines). Además de ahorrarte espacio en el resto de la maleta este tip te ayudará de la misma forma a cuidar tus zapatos; ya que tendrán un soporte para que no se aplasten mientras viajas.

Empacar cinturones

Si dentro de tu maleta necesitarás llevar cinturones, ¡no los enrolles! Lo mejor que puedes hacer para ahorrar espacio en tu maleta es ponerlos alrededor de todo lo demás. Así los cinturones quedarán pegados a las orillas de tu maleta; además de ahorrar espacio (al igual que con tus zapatos) te permitirá cuidar los cinturones, ya que no tendrán la posibilidad de aplastarse con todo lo que llevas.

Envases con líquidos

Para prevenir los derrames de líquidos adentro de tu maleta lo mejor que puedes hacer es lo siguiente. Quita la tapa de la botella, envuelve el orificio con un pedazo de plástico y luego vuelve a cerrar la botella. Si con esto no basta para que te sientas tranquilo, lo que puedes hacer es meterlas en bolsas resellables (mejor conocidas como ziploc…) Una vez hecho esto, tus envases pueden quedar perfectamente en cualquier lugar de tu maleta. (O como en uno de los tips anteriores, dentro de tu calzado) 😉

¿Algún otro tip que recomiendes? ¡No dudes en compartirlo con nosotros!

¡Compártelo en tus redes sociales!Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+
 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *